El Mundial de los Mundiales - Artículo de la presidenta Dilma Rousseff

09/06/2014 - 15:51

Foto: Roberto Stuckert Filho/PR#A partir de este jueves, los ojos y los corazones del mundo estarán volcados hacia Brasil. Treinta y dos selecciones,  representando lo mejor del fútbol mundial, estarán disputando la Copa Mundial, la competición que cada cuatro años a todos nos convierte en hinchas.

Es el momento de la gran fiesta internacional del deporte. Es también el momento de celebrar, gracias al fútbol, los valores de la competición leal y de la convivencia pacífica entre los pueblos. Es la oportunidad de fortalecer los valores humanistas de Pierre de Coubertin. Los valores de la paz, de la concordia y de la tolerancia.

El “Mundial de los Mundiales”, como cariñosamente lo bautizamos, será también el Mundial por la paz y contra el racismo, el Mundial por la inclusión y contra todas las formas de prejuicios, el Mundial de la tolerancia, de la diversidad, del diálogo, del entendimiento y de la sostenibilidad.

Organizar el Mundial de los Mundiales es motivo de orgullo para los brasileros. Fuera y dentro del campo, estaremos unidos y dedicados a ofrecer un gran espectáculo. Durante un mes, los visitantes que se encuentren en nuestro  país podrán constatar que Brasil vive hoy una democracia madura y pujante.

El país promovió, en los nos últimos doce años, uno de los procesos más exitosos de distribución de ingresos, aumento del nivel de empleo e inclusión social del mundo. Redujimos la desigualdad en niveles impresionantes, elevando a la clase media, en una década, a 42 millones de personas y retirando de la miseria a 36 millones de brasileros.

Somos también un país que, aunque haya pasado hace pocas décadas por una dictadura, tiene hoy una democracia vibrante. Disfrutamos de la más absoluta libertad y convivimos armónicamente con manifestaciones populares y reivindicaciones, las cuales nos ayudan a perfeccionar cada vez más a nuestras instituciones democráticas.

En la totalidad de las 12 ciudades sede del Mundial, los visitantes podrán convivir con un pueblo alegre, generoso y hospitalario. Somos el país de la música, de las bellezas naturales, de la diversidad cultural, de la armonía étnica y religiosa, del respeto al medio ambiente.

De hecho, el fútbol nació en Inglaterra. Nos gusta pensar que fue en Brasil que él hizo su morada. Fue aquí que nacieron Pelé, Garrincha, Didi y tantos cracks que encantaron a millones de personas por el mundo. Cuando el Mundial vuelve a Brasil después de 64 años es como si el fútbol estuviese de retorno a casa.

Somos el País del Fútbol, por el glorioso historial de cinco campeonatos y por la pasión que cada brasilero dedica a su club, a sus ídolos y a su selección. El amor de nuestro pueblo por ese deporte ya se convirtió en una de las características de nuestra identidad nacional. Para nosotros el fútbol es una celebración de la vida.

En nombre de 201 millones de brasileras y brasileros, extiendo la bienvenida a los aficionados extranjeros y a todos los visitantes que vengan a Brasil a compartir con nosotros el “Mundial de los Mundiales”.

*Dilma Rousseff es presidenta de la República Federativa de Brasil

Noticias Relacionadas

Aeropuertos, seguridad pública y atractivos turísticos cuentan con más del 80% de aprobación entre los profesionales de prensa
+
Más de R$ 1.000 millones se invirtieron en equipos en las ciudades sede
+
El balance demuestra que el período del Mundial tuvo un promedio de cinco arribos o despegues por minuto
+
La infraestructura posibilitó la transmisión de 166 terabytes de información. El balance también es positivo en áreas de energía y movilidad urbana
+